lunes, 23 de abril de 2007

¡A dormir!

Soy una de esas personas a las que les cuesta un trabajo horrible despertarse por la mañana. Es algo superior a mi, no puedo con ello. No me considero perezoso, ni vago, ni nada parecido; simplemente, me levanto con bastante mal carácter. Desde hace tiempo he descubierto que el culpable de este problema es el despertador. Lo he cambiado infinidad de veces, y tengo la necesidad de alternarlo con otros para evitar "traumatizarme" con un sonido en concreto. Ya probé con un reproductor de MP3 programado a cierta hora con música tranquila, pero los resultados fueron poco satisfactorios, me quedaba dormido. Si metía música más "cañera", era como el pitido del despertador, sentía ganas de destrozar la minicadena.

Es por ello que llevo un tiempo investigando alternativas a mis despertadores, alternativas que me permitan levantarme de otra forma.

He encontrado en Internet varias elecciones, todas prometen solventar mi problema, pero hay varias pegas y no se si realmente funcionarán. Las pongo aquí para realizar dos funciones: la primera, informar al personal de que son alternativas que existen. La segunda, ver si algún generoso lector ha probado alguna de ellas y me comenta qué tal fue.

Despertador "simulador de amanecer": La filosofía de este aparato es la de un sistema luminoso que empieza a encenderse minutos antes de la hora fijada (desde 15 a 90 minutos,a elegir). Lo hace de forma gradual, por lo que la intensidad de la luz varía desde muy leve a muy intensa, facilitando el despertar natural de cuerpo. Se supone que el cuerpo, al percibir la luz, va saliendo de los distintos estados de sueño poco a poco, sin brusquedades, por lo que a la hora fijada, el cuerpo estará preparado para despertarse, eliminando así todos los efectos causados por el despertar brusco. Los he encontrado de diferentes tipos, desde los más sencillos, a otros que se conectan a la lampara, e incluso los hay con reproductor MP3 integrado para acompañar a la luz de sonidos. Los precios varían desde los 65€ (el más básico, que tiene una lámpara de LEDS) hasta los 150€ (el que trae MP3). http://www.despertarnatural.com/

Sleeptracker: se trata de un reloj de pulsera basado en la medición de las fases del sueño. Existen 4 fases de sueño: la fase 1 es la de relajación y sueño muy ligero, la mejor para despertarse; la fase 2 ó fase de sueño ligero; la fase 3 o de sueño medianamente profundo y la fase 4 o de sueño profundo. A mayor profundidad de fase, peor sentará el despertar. durante las 3 ó 4 primeras horas, el cuerpo oscilará entre las fases 1 y 4. A partir de ese momento, la oscilación será entre las fases 1 y 3, con un periodo aproximado de 90 minutos. Lo ideal será despertarse en plena fase 1, la más ligera. Este reloj tiene un sensor que calcula la fase desde sueño en la que nos encontramos. Cuando se acerca la hora a la que hemos programado, sonará preferiblemente en un instante de fase 1, consiguiedo su objetivo de levantarnos de la cama con el mejor humor posible. Hay que tener en cuenta que esa hora no será la que le hemos indicado al reloj, puede ser hasta media hora antes.
Este aparato cuesta 114€ (más gastos de envío y demás), y tiene una garantía de devolución de 14 días. No me disgusta, pero tampoco me acaba de convencer, ya que no se la comodidad que tendrá el dormir con un reloj. Tampoco me parece barato y al contrario que los otros es personal, osea, me servirá a mi pero no a quien tengo al lado. http://www.sleeptracker.es/

aXbo despertador basado en fases de sueño: este es, sin duda, el que más me convence. La base es la misma que el Sleeptracker, pero con una serie de cambios que lo hacen superior a este. Primeramente, no se trata de un reloj de pulsera, sino de un reloj despertador de sobremesa. El sensor va dentro de una especie de muñequera, que a simple vista parece más cómoda que el reloj. Este sensor es inalámbrico, por lo que no hay problema de cables. Además es capaz de controlar 2 sensores simultáneamente, por lo que es capaz de controlar el sueño de 2 personas despertando indistintamente a una u otra (aunque pienso que al sonar por primera vez, ambas pueden despertarse, en detrimento de la que puede dormir más). Como algo optativo, se pueden transmitir los datos recogidos del sueño al ordenador con un cable USB. El problema: cuesta 200 €urazos, más gastos de envío (que ascienden aquí en España a más de 20 €). http://www.axbo.com


Espero el comentario de algún lector que los haya probado o los conozca para que me aconseje. En todo caso, empezaré a poner en práctica los consejos que JaviMoya ofrece en este estupendo post.

3 comentarios:

Erkemao dijo...

Prueba al sistema natural. Nos acostamos cuando se pone el sol y nos despertamos cuando sale, o un poco antes. Si no, de 9 de la noche a 5 de la mañana :P

Joaquin Ferrero dijo...

Es posible que tú pertenezcas a ese 20% de la población que tiene una fase del sueño en periodos extremos: son los alondras y los buhos. Los alondras son personas que se levantan antes que las gallinas y que a media tarde ya tienen ganas de meterse en la cama. Y los buhos son las personas que no importa a la hora que se hayan levantado, no encuentran la hora de meterse en la cama.

Cada uno de ellos es activo a muy diferentes horas. Los alondra desarrollan muy bien su actividad por la mañana, mientras que los buhos trabajan mucho mejor por la tarde.

Es una adaptación genérico presente en otras especies (moscas, roedores, ...). La explicación es que si en una población de individuos hay siempre algunos de ellos despiertos, es más fácil avisar a los demás en caso de peligro.

Lo malo es que, como humanos, hemos creado el horario fijo "de 9 a 5" y eso nos mata a los que somos ligeramente distintos de los demás.

Con entrenamiento, costumbre, y un lugar perfecto para dormir (temperatura a 18ºC, no luz, no sonido, no aparatos eléctricos ni electrónicos) se puede conseguir (eso dicen los alondras :-) A mí me cuesta bastante. Podría estar despierto hasta las 4 de la mañana sin ningún problema).

OjoVirtual dijo...

Joaquín, no conocía esa teoría. Me defino más como un "buho" que como una alondra.
Gracias por la información.